Delirio virtual – Silvia Olivero Anarte

Delirio virtual – Silvia Olivero Anarte

Delirio virtual

***

***

Tozuda entre suspiro y suspiro observo mi diálogo interior:

-¿Y qué hacer?

-Lo que obligación manda.

-Ok, aprenderé a navegar en un mundo nuevo.

-Así me gusta, aplica la creatividad al extrarradio de tu mundo de confort.

Y así, sin saber cómo, ¡me perdí!

Dedos, vamos a ello. Mientras el gato persigue al ratón me dejo las huellas dactilares en el teclado, y, sin saber cómo, la dilatación de mis pupilas me avisa del desastre.

No sé cuántas horas ni cuantos días llevo atrapada en este ridículo cajón. Todo comenzó cuando de las teclas emanaron corcheas, fusas, blancas y negras trepando por mis uñas, mis dedos, mis manos mis brazos, aspirando a subir hasta mi garganta. Sus plicas se clavaron en mi piel a cada uno de sus micropasos, el martirio aumentaba cada tecla que pisaba, sin poder dejar de hacerlo, poseída por el sentido del deber.

¡Más café!

Como sonata al piano las invasoras se exponían se desarrollaban y se reexponían en frenético baile, estructurándose en espirales alrededor de mis muñecas y mis brazos. Suerte que no se deslizaron monte abajo. Su objetivo era, indiscutiblemente, la garganta.

¡Más café!

Como aceite hirviendo desde la muralla el café frenaba la entrada invasora cuya insistente danza había alcanzado mi cuello hasta hacerse gargantilla en movimiento.

¿Qué queréis de mí?

Tres bemoles, Mi bemol Mayor, ¡más café!

Y mientras más bebía más rápido se confundían los dedos en las teclas negras salpicando letras y más letras abstractas y confusas en la iluminada pantalla.

Cuatro sostenidos, Mi Mayor, ¡Más café!

Me ahogo, me encojo, me derrito, desaparezco, el café era descafeinado…

Y aquí me hallo, en un cajón desastre, perdida, acribillada por los piolets que, a ritmo de danza, me dieron la vuelta como un calcetín.

***

Silvia Olivero Anarte

Autor

About Author